martes, enero 29, 2008

Pediatría

Virus sincital respiratorio

Dr. Enrique Sigala Gómez
Pediatria-Cirujano

El frío que arrecia en nuestro país trae consigo algunos problemas como el de las infecciones respiratorias. Aunque existen varios agentes patológicos como virus y bacterias el Virus Sincitial Respiratorio causa alrededor de 90% de las bronquiolitis y hasta el 40 % de las neumonías en niños.

El Virus Sincitial Respiratorio cada vez cobra mas fuerza, hace algunos años afectaba principalmente a la población de menores de dos años, ahora, lo hace a la población escolar, y adultos mayores. Y es en los lactantes en los que puede provocar mas daño, mientras menor es el niño, mas grave es la enfermedad (por factores inmunológicos y estructurales). El 85% de las enfermedades respiratorias antes de los dos años se deben al Virus Sincitial Respiratorio. Según datos de la OMS indican que mas de 3 millones de menores de 5 años mueren cada año a causa del Virus en todo el mundo.

Todos los bebés del mundo tienen contacto directo con el Virus Sincitial Respiratorio antes de cumplir los dos años de edad, ya que es virtualmente imposible apartarlos de él debido a que se transmite fácilmente por el aire o por contacto físico, y además puede sobrevivir de 30 minutos a 10 horas en superficies como la cuna, ropa, juguetes etc.; la prevención es la herramienta más efectiva y menos costosa con la que contamos para evitar las severas complicaciones de este virus, que se ha convertido en un serio problema de salud en nuestro país. Este virus es particularmente peligroso para los bebés que tienen afecciones del corazón, problemas pulmonares, o que son prematuros, con menos de 35 semanas de edad gestacional, debido a que su aparato respiratorio y sus sistema inmune se encuentran menos desarrollados que los bebés nacidos a termino. Este virus es el principal causante de las infecciones de las vías respiratorias bajas y puede llegar a causar enfermedades mas serias como bronquiolitis y neumonías, requiriendo que el bebé tenga que ser hospitalizado más de una vez durante la temporada de riesgo, es decir del otoño a la primavera. Es importante decir que en niños mayores y en adultos este virus es igual que una gripe, algunas veces se acompaña de bronquitis, aunque los síntomas en adultos no son tan severos.

¿Cómo identificarlo?
Este virus al igual que el de la Influenza, es de inicio súbito, causa fiebre muy alta, dolores musculares y tos irritante; el contagio se vuelve mas intenso cuando hay una baja de defensas, lo cual hace mas vulnerable a los niños, a los ancianos y a la gente que trabaja en lugares concurridos como escuelas, orfanatos, asilos, y que están expuestos a cambios bruscos de temperatura. Es común que la baja temperatura que experimentan los niños al salir de casa para ser trasladados a la guardería o la escuela son un motivo para que bajen las defensas y la entrad del virus que se propaga por secreciones respiratorias (al hablar, llorar, estornudar o toser). La nariz, la boca o incluso los ojos pueden ser la puerta de entrada del virus al organismo. El virus Sincitial Respiratorio es altamente contagioso, tiene un periodo de incubación entre 2 y 8 días, muy intensos con fiebre, ataque al estado general y la forma en que ha evolucionado el virus en el paciente.

En un inicio el paciente que lo presenta tiene un cuadro gripal (con tos molestias nasales y dolor de cabeza), pero en niños pequeños o lactantes o en algunos ancianos mas vulnerables, el cuadro es mas agresivo, entonces se produce el síndrome de Dificultad Respiratoria (aleteo nasal, tiraje intercostal, disociación toraco abdominal al respirar y cianosis peribucal) y fiebre por mas de dos días. Algunos niños quedan sensibles y pueden padecer cuadros bronquiales de repetición.

El virus puede afectar o comprometer algunas partes del aparato respiratorio (nariz, faringe, laringe, traquea, bronquios y bronquiolos). En menores de dos años puede provocar desde una bronquitis obstructiva hasta una bronconeumonía y bronquiolitis por lo que provoca un aumento en las hospitalizaciones.

La prevención
El tratamiento tiene que constar de un control estricto de la sintomatología (fiebre, hidratación, inhaloterapia, fisioterapia). Los antibióticos no o atacan por lo que resulta contraproducente utilizarlos. La ignorancia de éste padecimiento en adultos ha hecho caer en error a algunos médicos recetando antibióticos muy potentes que solo afectan la flora normal, además es importante hospitalizar cuando se presentan los datos de dificultad respiratoria. Entre las mejores recomendaciones está el amamantar a los pequeños ya que la leche materna provee de defensas al niño.

No existe vacuna efectiva contra este virus se cree que la mejor herramienta es la prevención, entre las medidas recomendadas para proteger a los bebés se debe evitar el contacto con niños y adultos que tengan gripa, y tomar medidas de higiene como lavarse las manos antes de cargarlos, limpiar todos los objetos con los que tengan contacto, como biberones, chupones y tener una adecuada limpieza con todos los juguetes.

Tal como ocurre con otros virus, el organismo genera anticuerpos contra el Virus luego de una infección. Sin embargo, es una inmunidad incompleta pues ocurre reinfecciones frecuentemente. Las defensas creadas no son suficientes para evitar futuras infecciones, algo que se acentúa en los adultos mayores.

Por eso en estas temporadas de fríos ante cualquier sintomatología de probable infección de vías respiratorias ya sea superiores o inferiores, no te automediques y consulta inmediatamente a tu medico para evitar complicaciones.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario