martes, abril 22, 2008

Negocio

La Fiesta, negocio y unos cuantos

Por Alejandro González Alvarez
ealexglez@yahoo.com

Es imposible abstraerse para estas fechas del tema que a todos envuelve y que al menos una vez al año pareciera que hace coincidir en el individualismo de la cultura de los alteños todos en el mismo propósito. DISFRUTAR LAS FIESTAS DE ABRIL.

Durante el mes cuarto del año a todos se nos olvidan los problemas, olvidamos que tenemos una administración municipal sin rumbo, que la crisis económica aprieta, que cada vez esta mas difícil para los negocios y que hay que pagar los servicios como la luz, el agua, la tarjeta de crédito, que si la lucha contra el narcotráfico la va perdiendo el gobierno, en fin todo se traduce en conseguir dinero de no se de donde, (siempre tenemos el suficiente) para divertirse y hacer el itinerario mas adecuado para salir, convivir, estrenar ropa, ver a familiares ausentes del resto del año y desvelarse, al fin es una vez al año que nuestra sociedad deja a un lado la modorra, el mojigaterismo y la doble moral para entregarse a los placeres del baile, la bebida, las luces y el desvelo.

Claro que no todo en la fiesta es eso, para muchos el motivo principal es la salida de la imagen de nuestro patrono el Señor de la Misericordia que como cada año sale de su templo a derramar sus bendiciones.

Es imposible que separemos las festividades religiosas con las paganas, al final de cuentas el libre albedrío, la conciencia de cada quien que mande para que tome lo que de la fiesta mas le agrade, que es una oportunidad para dejar salir las presiones de una sociedad como la nuestra que de repente es algo oprímente.

Lo que era la obra cumbre del presidente municipal Leonardo García Camarena, el núcleo de la feria, se ha convertido de ser una solución en un verdadero dolor de cabeza, no solo por los pleitos legales en cuanto a la concesión del inmueble a un personal para realizar la fiesta en su interior, si no porque cada año que pasa no se le ve mejora, pero eso si al pobre ciudadano lo explotan en los precios desde el estacionamiento las bebidas, los juegos mecánicos y hasta por ir al baño.

Donde quedo lo popular de este espacio lo accesible de los precios para que el pueblo se divierta y goce de sus fiestas, ya todo es un negocio en que solo unos cuantos ganan y ganan mucho.

Y el municipio nomás mirando, hace unos años nos admirábamos cuando la autoridad perdía de 100 mil a 200 mil pesos por organizar las fiestas y todos decíamos que las fiestas tenían que ser negocio, ahora no se pierde eso, a pesar de contar con un núcleo de la feria propio en donde se podría reinvertir los recursos, el municipio tiene que pagar del erario publico los eventos culturales, los deportivos, el desfile en fin gran parte de la organización, y además del núcleo de la feria tiene que darle un porcentaje de las entradas al concesionario que en el interior del inmueble hace su agosto al costo sin regulación alguna concesióna, vende, renta y pone precios etc., etc.

Mientras tanto el prestigio de las fiestas abrileñas sigue decayendo y siendo superado por municipios mas pequeños que el nuestro que desde la autoridad han progresado en sistemas de organización mas ciudadanizados y con planeaciòn a largo plazo.

De cualquier forma, el deseo es que se divierta con responsabilidad que todo lo bueno que el mes de abril nos da en nuestra comunidad y que nuestro patrono el Señor de la Misericordia deje a su paso por las calles de al ciudad un cúmulo de bendiciones.

1 comentario:

  1. Anónimo10:32 p.m.

    Los regidores de Tepatitlan y todos sus empleados, teien esa vision de ver al municipio como si fuera una empresa privada.

    360 pesos por cambiar una toma de agua, por ejemplo...
    Me decian algunos regidores que el terreno del issste, no se podia donar por que valia mas de seis millones.

    la feria eso es un gran negocio para unos cuantos.. . listos, vivillos,,

    ResponderEliminar