martes, agosto 19, 2008

Editorial

Las cuentas claras y el chocolate espeso

Vamos Venancio que es mucho tiempo y esta es una pregunta que se hacen muchos ciudadanos y que va con dedicatoria al Comité de feria Tepabril 2008, pues a tres meses de que estas terminaron, hasta el momento no han dado un informe de cuánto se ganó o cuánto se perdió, lo cierto es que la gente que fue parte vital para que este evento se llevase a cabo con “Mediano éxito”, hasta el momento no han levantado su dedo para decir aquí están las cuentas, y no es que se piense mal de ellos o que creamos que tienen algún gato encerrado, pero lo cierto es que esta es una fiesta del pueblo y como tal, el pueblo quiere saber que pasó, que sucedió, en donde está la lana, cuales fueron los gastos o que se gastó, en fin, hay mucho porque preguntar por una fiesta que muchos quieren organizar, pero que pocos al final quieren rendir cuenta de lo que hicieron, sabemos de buena fuente que algunos miembros del comité se enojan cuando le preguntan sobre el rendimiento de cuentas, pero ellos tienen la culpa al no hacer las cosas como se deben de hacer, hay compañeros periodistas que buscan la verdad y uno de ellos en especial que ha investigado a fondo y con gran veracidad es Norberto Servín González de Poder 55, Norberto tiene mucha razón al señalar que las fiestas es botín de unos cuántos, pero no es botín de ahora, es botín desde el mismo momento en que se adquirió el terreno para la instalación permanente de la feria y de las concesiones que se dieron a diversos grupos sin tener un proyecto sólido, ésta ha sido un fracaso a excepción del palenque, aunque este se haya convertido en la manzana de la discordia, recordemos que la feria del 2007 fue manejada por un grupo de ciudadanos y hubo ganancia y lo más importante, es que a los pocos días que esta terminó, rindieron cuenta a la ciudadanía,. Mostrando con ello que el ciudadano es capaz de hacer las cosas en beneficio de la comunidad, por desgracia, en este año volvió el ayuntamiento a tomar el manejo de la feria y ya vemos lo que ha pasado, no ha pasado nada, porque no sabemos nada, es por ello mismo que la gente se pregunta, porque no siguió el patronato del año anterior, posiblemente porque aun no nos quitamos de la mente que una feria debe de ser para todos y no para unos cuántos, pues mientras las autoridades quieran tener el control, no vamos avanzar, aunque no siempre las autoridades hacen las cosas mal o para ellos, creo y estoy convencido de que dentro de la misma gente que colabora con el ayuntamiento, debe de haber gente capaz que desea trabajar para su comunidad y hacer las cosas bien, el problema es saber quienes son, pero mientras son peras o son manzanas, los empresarios tepatitlenses señalan que es necesario tener “Cuentas claras y el chocolate espeso”

No hay comentarios.:

Publicar un comentario