domingo, noviembre 09, 2008

Cambio climático

Necesario que municipios asuman compromisos en el combate al cambio climático: Elvira Quesada

El titular de la Semarnat destacó la necesidad de que cada municipio elabore su atlas de riesgo y cuente con programas de ordenamiento urbano, Elvira Quesada ofreció conferencia de prensa conjunta con los titulares de la Unidad de Protección Civil de la Secretaría de Gobernación, de la Conagua, INE y del IMTA sobre el Cambio Climático, Fenómenos Naturales y Riesgos de Inundaciones.

El Secretario de Medio Ambiente y Recursos Naturales, Ing. Juan Rafael Elvira Quesada, aseguró que en materia de Cambio Climático el Gobierno Federal cumple su compromiso y trabaja, a través de diversas instancias y ámbitos, en desarrollar capacidades para que México pueda enfrentar de mejor manera los impactos de este fenómeno.

No obstante, señaló la necesidad de que los gobiernos municipales asuman retos específicos para dar una solución definitiva y de fondo a la problemática en zonas rurales y urbanas vinculadas con los efectos de este fenómeno global, principalmente derivadas de la elevación del nivel del mar.

Elvira Quesada ofreció conferencia de prensa conjunta con los titulares de la Unidad de Protección Civil de la Secretaría de Gobernación, Laura Gurza Jaidar; de la Comisión Nacional del Agua, José Luis Luege Tamargo; del Instituto Nacional de Ecología, Adrián Fernández y del Instituto Mexicano de Tecnología del Agua, Polioptro Martínez, con el tema Cambio Climático, Fenómenos Naturales y Riesgos de Inundaciones.

El titular de la Semarnat explicó que los municipios tienen el reto de elaborar programas de ordenamiento urbano ya que, al no tenerlos, muchos de ellos expiden licencias de construcción cerca de pantanos, ríos y lagunas naturales de recarga, sin advertir los riesgos que ello implica.

Otro de sus retos, agregó, es que los gobiernos municipales se comprometan a elaborar su propio atlas de riesgo, el cual deberá dar especial énfasis a los fenómenos meteorológicos y a las consecuencias de las cuencas hídricas, a fin de conocer con precisión las áreas más vulnerables y en las que deberán trabajar de manera prioritaria.

"Estos dos instrumentos tienen que estar vinculados con la información que el Gobierno Federal posee con respecto al Cambio Climático, para poder dar licencias de construcción a los habitantes de manera segura, darles un futuro y una permanencia en el lugar de manera ordenada".

En este sentido, Elvira Quesada hizo un llamado a la Cámara de Diputados para que exhorten, por la vía legal, a las autoridades municipales en el sentido de dar un solo lineamiento a la elaboración de programas de ordenamiento municipal, así como del atlas de riesgos, lo que permitirá que los municipios emitan licencias de construcción de manera responsable y en lugares seguros.

Esto, dijo, considerando que el Cambio Climático ha sido definido por el Presidente Felipe Calderón como un asunto de seguridad nacional, por lo que reiteró que pese a los cambios en el presupuesto, se tienen consideradas partidas adicionales para infraestructura hidroagrícola, canales, distritos de riego y obra de tecnificación de riego. Además, añadió, este dinero se usará para orientar a la provisión del agua potable y drenaje de centros urbanos del país.

Por su parte, la Titular de la Unidad de Protección Civil de la Secretaría de Gobernación, Laura Gurza Jaidar, dijo que ante los impactos de este fenómeno global, las labores de protección civil requieren de la participación de todos los sectores para sumar los esfuerzos y poder disminuir de manera paulatina el grado de vulnerabilidad que se percibe ante estos cambios.

Explicó que esta nueva política busca que la concertación y coordinación de los actores trascienda hacia la consolidación de una cultura de la prevención y la autoprotección, a fin de dar mayor seguridad a la población.

En su oportunidad, el Presidente del Instituto Nacional de Ecología, Adrián Fernández Bremauntz, informó que el organismo a su cargo trabaja en la elaboración de programas o planes de Cambio Climático en cada uno de los estados del país, a fin de construir capacidades a nivel local.

Dijo que México será uno de los primeros países en el mundo en establecer vínculos muy claros, operativos, en la parte de pronóstico del Cambio Climático a futuro y en nuestro sistema ya consolidado de Protección Civil, sobre todo en atención a desastres.

Informó que en cuanto a los compromisos internacionales que tiene México en esta materia, el gobierno del Presidente Felipe Calderón entregará el próximo año a la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático, en su próxima reunión en Dinamarca, la Cuarta Comunicación Nacional, la cual tendrá inventarios actualizados y una enorme riqueza de estudios adicionales y nuevos sobre impactos de este fenómeno en México, así como mecanismos para reducir la vulnerabilidad y los riesgos extremos en nuestro país.

En su intervención, el Director del Instituto Mexicano de Tecnología del Agua, Polioptro Martínez, dijo que, de acuerdo con los últimos estudios que se han realizado, se encontrará menor disponibilidad de agua en la mayor parte del país, no obstante, las precipitaciones van a ser más intensas, lo cual representará dificultad para que los cauces desahoguen rápidamente los caudales que estén escurriendo.

Comentó que el Río Grijalva está entre las principales desembocaduras del mundo en que se esperan, para el 2050, impactos por población desplazada, es decir que dichas comunidades vivirán en niveles del mar que ya no serán viables. De ahí la importancia de contar con estudios que ya nos permiten preveer y actuar ante este tipo de situaciones.

En este sentido, el Director de la Comisión Nacional del Agua, José Luis Luege Tamargo, dijo que todos estos insumos científicos permitirán a nuestro país centrar la problemática hídrica en nuestro país con una visión integral de cuenca y en un programa de ordenamiento del territorio, a fin de buscar que los asentamientos humanos sean en lugares seguros y no en zonas de riesgo por inundaciones, así como que las actividades agropecuarias e industriales sean acordes a la vocación y el uso del suelo. Éste, dijo finalmente, es el camino correcto a la prevención.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario