domingo, octubre 04, 2009

Contaminación

Mueren mas de 8 toneladas de peces de la presa El Jihuite

Por Gustavo González Ontiveros y Víctor Manuel Mendoza

La nula vigilancia de las autoridades municipales, de Semarnat, ecología y autoridades sanitarias han sido aprovechada por gente sin escrúpulos al vaciar liquido venenoso en la tierras y fertilizantes, sobre todo en la parte agavera, ocasionando que amanecieran miles de pescados flotando sin vida en las aguas de la presa El Jihuite el pasado 27 de agosto.

Fueron aproximadamente ocho toneladas de pescado que fueron recuperadas por las autoridades, mismas que desaparecieron al ser quemadas o enterradas para evitar que sean consumida o para evitarse el dolor de investigar quienes son los responsables, sin embargo los lugareños están muy molestos, pues este pescado les servía para su consumo y ahora, ante el envenenamiento que sufrieron tienen el temor de irse de pesca, aunque han señalado que ir de pesca de nada les serviría, pues con los fertilizantes o liquido que han caído al vaso, posiblemente los peces tarden en reproducirse.

Sin embargo las autoridades señalaron que posiblemente lo que ocasionó el fallecimiento de tal cantidad de peces, pudo haberse debido a causantes de origen químico, que agricultores de la zona hayan aplicado herbicidas o fertilizantes en una cantidad excesiva, que las lluvias los hayan arrastrado hasta el embalse y ahí mezclarse con el agua de la presa y envenenar a los animales que ahí vivían.

La otra podría ser la contaminación por vinazas provenientes de plantas de destilación de agave y que privaran de oxígeno al vital líquido, lo que fue fatal para la fauna.

Cualquiera que haya sido el caso ya es investigado por las autoridades competentes para después tomar las medidas necesarias y aplicar sanciones si así se ameritara. El ayuntamiento descarta que la eventual contaminación llegue a afectar a la población tepatitlense que consume esta agua, pues según ellos, antes de ser distribuida a la red urbana la planta potabilizadora se encarga de quitarle todos esos agentes nocivos para la salud.

A pesar de la evidente contaminación y la presencia de peces muertos por tal motivo, Astepa señala que analizó el agua que llega a la ciudad y descartó la presencia de agentes nocivos, por su parte la ciudadanía espera que pronto las autoridades den a conocer quien es el causante de la contaminación y que le impongan la multa que se merece, se habla que el culpable directo de esta contaminación proviene de una granja de Capilla de Guadalupe, pero las autoridades por lo pronto no han dado a conocer nombres de los responsables.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario