sábado, septiembre 13, 2014

Tepatitlán

A la plaza voy llegando,
A la plaza de mi ciudad.
Desde aquí vengo escuchando
Las notas de una canción.
Notas lindas de verdad,
Que alegran el corazón.
 
Es la banda de mi pueblo,
La Banda Municipal,
Tocando alegre el concierto,
El concierto dominical.
 
Sus notas son tan alegres,
Que invitan a mover los pies,
Al son de sus pasos dobles
Luego los mambos después.
 
También algunos danzones
Y música internacional
Y muy mexicanos sones
Que te animan a cantar.
 
Los niños pasan jugando,
Alrededor de mi kiosco,
Que está rodeado de gente,
De gente que yo conozco.
 
Amigos de muchos años,
De varias clases sociales.
Que va seguido a la plaza,
Y a veces a los portales.
 
El Zapatero, el Dentista,
El Doctor, el Funcionario,
El de la tienda, el Boticario.
No puedo anotar a todos.
Sería muy grande la lista.
 
Vendedores de juguetes,
De globos, dulces y nieves.
Los algodones de azúcar
Que nunca faltan tampoco.
Puedes disfrutarlo todo,
Tanto y tanto por tan poco.
 
La parroquia, con sus torres
Tan altas que con orgullo
Miran desde lo alto
A todo este pueblo suyo.

Tantas mujeres bonitas
Que pasan entre la gente,
Que se viene hasta mi mente
La canción “Las Alteñitas”.
 
Ya va avanzando la noche,
¡Qué bonito es este ambiente!
Parece que toda la gente
De alegría hace derroche.
 
El concierto de la Banda,
Después de una y otra tanda,
Ya ha llegado a su fi nal.
Entre aplausos se retira,
Y es así como termina
Su concierto dominical.
 
La gente que se encamina,
Va de regreso al hogar.
El domingo ya termina,
Pero nunca el recordar.
 
Hasta el próximo concierto
Si Dios nos permite llegar,
Estaremos aquí presentes
Para poder disfrutar,
Rodeados de tanta gente
Con mucho gusto, por cierto,
La Banda Municipal.
 
Yo le escribo a mis paisanos.
Yo le escribo a mi ciudad.
Y con alegría les digo
Que sean así, siempre sanos
Que sean diario como amigos,
Que orgullosos siempre están,
De cantarle de verdad,
A nuestro lindo Tepatitlán.
 
José Martín Guzmán

----------------------------------------------------------
Todo era perfecto

Todo era perfecto.
Yo… enamorado,
Tù… enamorada.
Nos gustaban las mismas cosas,
Los mismos poemas,
Las mismas canciones,
Las mismas fl ores;
¡Hasta el mismo sabor de chicle!
Y del helado que solíamos tomar.
TODO ERA PERFECTO
 
Conocíamos nuestros gustos
Yo sabia todo de ti,
Tú sabias todo de mi,
Si yo te soñaba vestida de rojo,
Tú, sin yo decírtelo,
Llegabas con tu falda roja.
Si sonaba el teléfono,
Tu adivinabas cuando era yo.
Cuando sonaba conmigo
Yo sabía cuando eras tu.
Y todo era por amor
Entonces no había identifi cador.
TODO ERA PERFECTO
 
Cuando tenía ganas de verte,
Salía a buscarte entre la gente,
Y mi corazón me guiaba
Hasta encontrarte.
¿Cómo fue? Nunca lo supe.
Nunca supe explicártelo.
 
¡Cómo me gustaba esperarte,
Y verte llegar!
Dabas vuelta a la esquina
Y te veía venir.
Mi corazón brincaba de gozo
Y era más fuerte su latido.
 
Tu forma de caminar tan exquisito.
No era sensual, mas era hermoso.
Tu bolsa, cargada de tu brazo,
Se movía al vaivén de tu paso.
TODO ERA PERFECTO
 
Me encantó tu forma de ser.
Te encantó mi forma de ser.
¡Éramos la pareja ideal!
Èramos la pareja perfecta.
Yo sabìa lo que pensabas.
Tu adivinabas mi pensamientos,
Nuestros sueños eran los mismos.
TODO ERA PERFECTO
 
Pero, aún lo perfecto
Suele tener algún defecto;
Un detalle que no podíamos dejar de lado
Un detalle que no se olvida:
Cuando tù llegaste a mi vida,
Ya estaba casado.
 
Omar

No hay comentarios.:

Publicar un comentario