martes, julio 05, 2016

Para mandar el alma a mis escritos

No puedo volver atrás para atrapar las horas
que me hicieron falta para mandar el alma
a mis escritos…
sin destrozar los tiempos idos
encontrando angustias en los tiempos nuevos
y tuve amores grandes que al danzar en ellos
hacen daño…..
Les di mi vida en plenitudes pero no lo comprenden
amé al esposo entre llantos y risas
amé a los hijos mis amores negando
y me revelo a veces quedo
a veces fuerte, falta de amores
que en nuevos tiempos me hacen daño.
Ya no soy o la que sufría en silencio
ahora me revelo y grito
esperando los últimos momentos
mas fui insensata cuando quise mucho
era tanto mi amor, que no lo comprendieron
y siempre velaba por mis hijos
aun siendo cansados mis momentos
en que había inmensas alegrías
mas siempre combinadas con el llanto
los amé mucho y no me comprendieron
mas hoy que llego al final del tiempo
voy fallando, entre gritos me revelo.
No lloren si me voy, si piensan que fui ingrata
recuerden que les di en la vida
el ser que llevan engendrado en cuerpo y alma,
los quise mucho y no me comprendieron
hoy entre llantos grito y me rebelo
mas a veces me atrapa cruel silencio, ya no soy yo,
las horas en final del tiempo , me atrapan irredentas
porque a la muerte temo…
Amé mucho al esposo y a los hijos
que hoy van ausentes de mi amor
de aquellos tiempos en que el sol brillaba
cantaban las aves alegrando mi morada…

Martha Eugenia Martín del Campo Orozco
mayo de 2016

Por qué tengo que llorar

Porqué tengo que llorar
si las aves me reciben cuando llega la mañana
si el jardín lanza perfumes que llegan a mi ventana
si hay vuelo de colibríes alentando mi esperanza
si Dios es mi amigo siempre
si todos los días me ampara
porqué tengo que sufrir
al ir destrozada el alma…..

Ya no soy yo, soy la otra
que se revela ante todo
que grita aunque se arrepiente
cuando destrozan su alma
llorando en mis soledades
en insomnio aprisionada…

Hoy que huyeron los tiempos
en que tanto los amara
los amores voy callando
con llanto seco mirando
los cielos tras la ventana
embalsamados con llanto…

Recuerdo los tiempos idos
en que los amara tanto
unos volaron al cielo
mas otros no comprendieron
lo mucho que los he amado
esos tiempos olvidaron…

Pero no debo llorar
me amparan nuevos amores
a mi tumba llegarán
llevando escritos y flores
son el sol de mis mañanas
mis ángeles voladores…

Martha Eugenia Martín del Campo Orozco
mayo de 2016

No hay comentarios.:

Publicar un comentario