domingo, junio 07, 2020

La muerte de Federico García Lorca

Por: Cesar Sánchez Tudon

En 1938 el proyecto de Francisco Franco iba viento en popa, acabar con la Republica en España e imponer la dictadura. 
La Guerra Civil, cobraba vidas de los dos bandos. 
Los Falangistas, que eran los seguidores de Franco disparaban contra todo aquel que tan solo resultara sospechoso de pertenecer a la insurgencia, desataban tiroteos a la menor provocación.
Franco había construido su enemigo público culpable de todo, habría que eliminarlo y él se encumbraría como el salvador de España (acto distinguido de todo dictador). En este ambiente vivió García Lorca y el no mas grande Miguel Hernández, grandes poetas opositores a Franco por lo cual fueron muertos en plena juventud. 
Miguel al igual que Federico fueron hechos presos y después pasados por las armas en la cárcel, Miguel recibe una carta de su amada diciéndole que ella y su hijo la pasan muy mal y que solo comen cebollas, ahí el poeta de Rioja compone su poema “Nanas de Cebolla”, poema que mucho después el gran compositor y cantante Joan Manuel Serrat pondría música al poema convirtiéndola en la canción numero uno de la península. 
Madrid estaba envuelto en mucha violencia, ahí vivía Federico, tenía miedo y decidió trasladarse a Granada, sus amigos le suplicaron que continuara viviendo en Madrid donde estaría más seguro, no los escucho y se fue a Granada, Federico le tenía mucho miedo al sufrimiento y a la muerte. 
Granada su tierra natal no escapo de la violencia, fue un 20 de julio cuando los golpistas asumieron el control de la ciudad, al frente de ellos iba un general desalmado y violento, Queipo del Llano era su nombre, y gustaba de sembrar terror y derramar sangre. 
Aviones y artillería Falangista acabaron con la defensa de Granada, la resistencia fue vencida. Más de cinco mil ciudadanos fueron ejecutados por los Franquistas, la represión fue dura. 
La casa de García Lorca fue asaltada, Federico huyo por la parte trasera y fue a esconderse a la casa de un amigo que aunque era Falangista también era poeta como él y le dio cobijo; Luis Rosales. 
Días después lo encontraron, se lo llevaron y lo fusilaron, tenía 38 años, hasta hoy no se precisa donde estas sus restos, sus poemas, alertaban a la juventud a defender a la Patria. Sus enemigos se mofaban de su homosexualidad, versos ardientes circularon en España, “eres traidor 
Federico/ ¿o te llamas Federico?/si te pondré Federica/por mariposo y marica”/tu no mereces vivir/ porque tú con tus palabras/más daño le haces a España/ de lo que le hacen las balas. 
¿Por qué lo mataron? ¿De qué lo acusaban?, por lo que fuera su asesinato no es justificado y mientras los historiadores buscan los motivos y se ponen de acuerdo, solo llegan a la conclusión: a Federico García Lorca los mataron por ser un poeta y la búsqueda de la fosa continua, porque nunca ha sido hallada.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario