domingo, julio 11, 2021

No estás en deuda con nadie

 Una de las mayores decepciones del Ser humano es esperar algo de alguien. 
Actúa libremente, al libre albedrío de tu corazón, sin esperar recompensa alguna. 
Así entenderás, que cada Ser es un mundo, un mundo enorme y que cada cuál da lo que tiene en su corazón. La frustración por ese desengaño será menor y más aceptable para ti. 
No es fácil, pero te explico; si pretendes que por todo aquello que hagas te den las gracias, estás perdido. 
Si pretendes que por todo lo que des, te den las gracias, estás perdido. 
Si pretendes que por todos los favores que hagas, te den las gracias, estás perdido. 
Si pretendes que te ayuden cuando más lo necesitas, estás perdido. 
Si pretendes quedarte en casa y ver la vida pasar, estás perdido. 
Debes entender que nadie esta en deuda contigo. 
Donde quiera que vayas da los buenos días , si no te contestan el problema es de ellos, no tuyo. 
Lo cortés no quita lo valiente, puede ser un delincuente , pero tu educación siempre debe de estar por encima de su reputación, así nadie te debe nada. 
Incluso puedes ser generoso, así los que más tienen les dará vergüenza al ver tu actitud. Así nadie te debe nada. Y para que no te pierdas mucho, observa detenidamente como los ojos no sirven de nada cuando el corazón no quiere ver.

Buenos Modales

Las manos y los brazos en la mesa es una de las cosas más traicioneras, se mueven continuamente y muchas veces no sabemos dónde y cómo ponerlas. 
No podemos comer con la cara apoyada sobre una mano, tampoco medio reclinadas y qué decir de nada de estiramientos y bostezos de cansancio o aburrimiento. 
Nada de codos en la mesa bajo ningún concepto. 
La postura correcta es recta y con las antebrazos ligeramente apoyados sobre la mesa.

Por Verónica Mayorga Aldrete

No hay comentarios.:

Publicar un comentario